Inicio » Sucesos » Destacamos »

La vida después de Salcantay

Margarita, exalumna de la Promoción VI, estudió Ingeniería Industrial en la Universidad de Lima y un MBA en la Universidad de Harvard. Empezó su carrera en banca en Citibank Lima donde trabajó alrededor de 6 años, trabajó también para la Firma de consultoría estratégica McKinsey&Company en México. Después de casi 3 años regresó nuevamente a Lima para ser parte del equipo de Maestro Perú, ahora Sodimac, y próximamente se incorporará a Interbank.

A las chicas de la Prom XXII, les dejó cinco consejos que hay que tener en cuenta para la nueva etapa que están por comenzar:

Tener un objetivo general, una meta clara.

Es importante tener una idea clara de adonde quieren llegar a futuro, no tiene que ser algo tan específico, algunas ya deben saber que quieren ser doctoras y salvar vidas, otras saben que quieren trabajar para una empresa grande, algunas están con la duda… Eso nos ayuda a ir tomando decisiones a lo largo del camino porque la vida se pasa volando.  Es importante tener esa gran meta en la cabeza.

No siempre se cuenta con el 100% de la información para tomar una decisión. Hay que asumir riesgos y seguir adelante.

Cuando decidí qué carrera estudiar, estaba entre Ingeniería Industrial y Administración porque me gustaban mucho los números, llegó un momento en que no sabía cuál de las dos escoger, no sabía tampoco qué universidad… y en esa época las páginas web eran muy sencillas, con las justas el teléfono y la dirección. Así que en un punto dije: voy a estudiar Ingeniería Industrial. En ese momento no estaba 100% segura, fue lo que decidí y finalmente me gustó mi carrera y me encantó la universidad también. A veces uno tiene que lanzarse… hay cosas de las que nunca vas a estar 100% segura, solo lo suficiente y con la información necesaria para dar el siguiente paso.

El trabajo duro continúa.

Aunque uno haya hecho cosas antes y crea que está preparado para el siguiente paso, siempre te va a tocar poner esfuerzo en lo que haces, en la universidad lo mismo: si les gusta un curso y quieren sacar buenas notas, pues van a tener que ir a clases, siempre prestar atención… puede parecer aburrido o pesado, pero el esfuerzo vale la pena.

Fui una buena alumna en el colegio y en la universidad, llegó un punto en que tuve que irme a estudiar fuera, luego a trabajar  en una firma de consultoría que era algo que nunca había hecho antes, estaba en México, un país diferente… Me tocó trabajar en proyectos de petróleo yo no sabía casi nada y estaba acostumbrada a tener una idea clara de saber qué hacer, entonces me tocó leer un montón, hablar con personas que supieran del tema, tuve que investigar, llevar cursos on line, etc.

Estar abierto a las opiniones de los demás.

Cuando hablas con otras personas aprendes cómo funcionan las cosas en un determinado lugar. Hay que buscar información de cómo nos ven las personas, cuando sean más grandes se darán cuenta de que lo que la gente percibe de ustedes es como las ve y las considera. Pidan una opinión a su jefe o a un profesor que valoren mucho, o incluso a su familia… Hay que prestar atención a lo que nos dicen las otras personas, nos ayuda a conocernos más y darnos cuenta qué debemos seguir haciendo y qué deberíamos ajustar. Ojo, no hay que escuchar a todo el mundo.

Ver las cosas de una forma positiva.

Siempre van a haber dificultades, problemas, cosas que no nos gustan y que se complican pero no hay que dejarse guiar por las pequeñas molestias. Hay que superar los obstáculos, sacar lo bueno de lo que hacemos y tratar de ser felices en el momento.

Las alumnas no dudaron en preguntar sobre su experiencia en Harvard:

Estudiar en Harvard fue retador. Una vez que me aceptaron fue todo un cambio porque yo nunca había vivido sola, nunca había vivido fuera del Perú, no conocía a nadie. Había ido varias veces a EEUU pero es muy diferente cuando uno vive allí. Al principio fue un poco difícil pero me gustó mucho, conocí mucha gente, el estudio es fuerte pero bien. En el MBA la mitad de la nota es participación y la otra mitad exámenes finales, parciales. La participación es algo que me costó al inicio porque hay que levantar la mano y dar tu opinión, o contestar los argumentos de otra persona, frente a 90 personas… sobre todo porque yo era de las que escuchaban y tomaba nota. Después del MBA me es más fácil dar mi opinión o participar en reuniones de trabajo. Fue muy bueno, todo eso hizo que fuera una experiencia muy bonita.  
Hay varias chicas de Salcantay en Harvard, yo conozco algunas de mi promoción. Así que si quieren ir, vayan hacia adelante y apliquen.

Tags :

Sucesos
Destacamos
Participa
Videos
Artículos
Salud Escolar

Síguenos
en

Facebook Youtube Flickr

Palabras clave:

Las más leídas

 

© Colegio Salcantay. Todos los derechos reservados
Av. Pío XII 261, Monterrico-Surco. Lima-Perú
Teléfonos: 4359224 - 4359223 | Email: informes@salcantay.edu.pe
Webmail Salcantay | Diseño web AVRA.pe