Inicio » Sucesos » Artículos »

El sentido de pertenencia para combatir el bullying

El bullying ha existido siempre, pero hoy en día al reportarlo y crear conciencia del hecho es que se le está otorgando la importancia que merece. Este fenómeno se ha convertido en una verdadera preocupación social y educativa, por lo que padres y educadores debemos estar alertas a los primeros signos de agresión de un estudiante a otro.

El Bullying "es un tipo de violencia que se caracteriza por conductas intencionales de hostigamiento, falta de respeto y maltrato verbal o físico que recibe un estudiante en forma reiterada por parte de uno o varios estudiantes, con el objeto de intimidarlo o excluirlo, atentando así contra su dignidad y derecho a gozar de un entorno escolar libre de violencia” (Ley Nro. 29719).

Como padres y educadores tenemos que preguntarnos ¿qué factores están condicionando la existencia del maltrato entre pares?, ¿por qué nuestros niños están encontrando en la violencia un arma para solucionar sus problemas o tal vez para desahogar sus carencias? Pueden ser múltiples las causas que van desde las personales (agresividad, falta de control, baja autoestima), familiares (modo en que se desarrolla la estructura y dinámica familiar, estilo educativo de los padres, relación con los hermanos), influencia del entorno (televisión, internet, publicidad), entre otros.

La mayoría de los estudios realizados en torno a esta problemática llegan a una misma conclusión: la raíz del bullying está en las carencias afectivas, en el “no estar” de los padres en la vida de sus hijos. Lo que tiene mucho sentido si nos ponemos a pensar que una de las necesidades básicas del ser humano es el sentido de pertenencia, en tanto le proporciona seguridad; y vemos que hoy en día se está perdiendo y se echa en falta el orgullo de pertenecer a una familia.

¿Por qué la familia es tan importante?, de inmediato surge la respuesta: porque es la primera escuela de un niño, en la que existe un ambiente de amor incondicional y donde aprende los valores fundamentales que favorecen una sana convivencia, ahí se  forja una sólida autoestima, aprende buenos modales, a resolver conflictos, adquiere seguridad y confianza, permiten “hacer” porque sabemos dónde pisamos, hacen consciente nuestro actuar, crean la consciencia de la existencia del otro, en resumen la familia educa.

Cobra así especial importancia la labor de los padres en tanto son ellos los encargados de educar a sus hijos y prepararlos para vivir en sociedad, tarea nada fácil. La tolerancia, el respeto, la prudencia, el interés por el otro, son valores fundamentales que los padres deben inculcar desde muy pequeños en sus hijos, los cuales favorecen enormemente el desarrollo de habilidades sociales.

Algunas recomendaciones para los padres: valora siempre lo que te cuente tu hijo, préstale atención, infórmate antes de alarmarte, no lo culpes por lo que le pasa, anímalo a que no se quede callado ante una situación de agresión, enséñale a mostrar sus sentimientos, demuéstrale tu amor incondicional, pero también tu firmeza, enséñale los límites que existen para no dañar a los demás, a ser fuerte y sobre todo haz que tu hijo sea feliz.

En el colegio, dar las herramientas para que sepan actuar en diversas situaciones. Se debe reflexionar en torno a ideas claves: tú puedes ayudar a que esto no continúe, tú puedes ser responsable, aunque solo seas espectador, decir a los adultos lo que sucede no es “acusar” ni cobardía, todo lo contrario, ayuda a quien lo necesite: la unión hace la fuerza.

 
Mg. Pilar Chávarry Moscoso
Directora de Orientación – Colegio Salcantay

Tags :

Sucesos
Destacamos
Participa
Videos
Artículos
Salud Escolar

Síguenos
en

Facebook Youtube Flickr

Palabras clave:

Las más leídas

 

© Colegio Salcantay. Todos los derechos reservados
Av. Pío XII 261, Monterrico-Surco. Lima-Perú
Teléfonos: 4359224 - 4359223 | Email: informes@salcantay.edu.pe
Webmail Salcantay | Diseño web AVRA.pe